1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Los huecos que acumulan suciedad podrían ser el principal problema del Galaxy Fold

Samsung galaxy note8

Samsung realizó la presentación de su nuevo modelo Galaxy Fold, el Smartphone plegable,  en el pasado mes de febrero. Con el punto de mira en su futuro lanzamiento, distribuyó unidades de prueba a los medios que se han encargado de testear este nuevo dispositivo.

Desde entonces, se han sucedido  diversas incidencias entre algunos periodistas americanos: problemas con el plástico protector, fallos funcionales, bultos en la parte inferior de la bisagra…

En consecuencia, la compañía se ha visto obligada a cancelar el lanzamiento. Una nueva crisis de Samsung después de la sufrida en 2016 que obligó a la retirada del Galaxy Note 7.

Samsung lanzó un comunicado respondiendo a estos fallos. No obstante, la compañía iFixit, especializada en el desmontaje y la reparación de dispositivos, ha realizado una investigación sobre este nuevo modelo de móvil plegable que revela su principal problema, aunque no lo relaciona directamente con todas las incidencias producidas.

Según iFixit, aunque Samsung se centró en hacer un mecanismo de bisagra sólido y fiable, el Galaxy Fold no cuenta con suficiente protección ya que tiene una pantalla excesivamente delicada (OLED) que pone en riesgo la calidad del dispositivo.

Así pues, el estudio elaborado por iFixit demuestra que el mecanismo de la bisagra central que permite plegar el teléfono es extraordinariamente robusto y tiene un diseño óptimo capaz de afrontar los 200.000 despliegues de pantalla que Samsung garantiza para estos dispositivos.

Sin embargo, de acuerdo con la compañía responsable del estudio, Samsung no ha conseguido crear un diseño capaz de evitar que el polvo y la suciedad penetren en su interior. Existen huecos en la parte central superior e inferior de la pantalla que son lo suficientemente grandes como para atraer la suciedad y alojar pequeños fragmentos; así como brechas a lo largo del dispositivo que aunque no pueden causar daños inmediatos en la pantalla, atraen el polvo y la suciedad.

Si esos fragmentos de suciedad se quedan atrapados entre la bisagra y el panel sí que pueden ser capaces de dañar el dispositivo, al ejercer un punto de presión no deseable cuando el teléfono móvil se despliega. Es decir, que pueden llegar a quebrar el panel.

Aunque no hay una relación evidenciada entre los problemas reportados, que han obligado a Samsung a cancelar el lanzamiento del Galaxy Fold, y este problema de la acumulación de suciedad, la compañía tiene trabajo por delante para ajustar todos esos espacios y huecos si al final este modelo sale a la venta.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *